Publicado el

Micorrizas y trichodermas, ¿qué son, para qué sirven?

Comparte!

Micorrizas y trichodermas, ¿qué son, para qué sirven?

Las hemos visto por todos lados, en productos para el riego, incluidas en el sustrato… pero ¿Qué son? ¿Para qué sirven? Pues para explicarlo mejor, y más sencillo, las micorrizas son todos aquellos hongos que actúan en simbiosis con las raíces de una planta para conseguir un crecimiento mejor y más productivo de ambos. La planta obtiene del hongo nutrientes minerales y agua y el hongo recibe de la planta hidratos de carbono y vitaminas que él es incapaz de sintetizar. ¿Sabías que entre el 90 y el 95% de todas las plantas conocidas presentan micorrizas?

Los hongos micorrícicos

Los hongos micorrícicos actúan como una prolongación de la raíz de la planta con su micelio, haciéndola capaz de llegar a brechas en las rocas las cuales sería incapaz de alcanzar por sí misma, consiguiendo así más alimento y agua. Además, hacen a la planta más resistente a ambientes demasiado salinos o con un pH inadecuado ¡Todo beneficios!


Tipos de micorrizas


Encontramos dos tipos, las ectomicorrizas  y las  endomicorrizas. Las ectomicorrizas forman una capa llamada hifa sobre las raíces más delgadas, sin penetrar en las células de la planta, pero aprovechando el espacio que hay entre ellas. Por otra parte, la ectomicorrizas sí que penetran en la pared celular, creando arbúsculos.  Éstos son unos nódulos en los que se produce el intercambio de nutrientes y otros elementos.

Trichoderma


¿Sabías que el trichoderma es un hongo usado como fungicida? ¡E incluso es usado en la industria, y no sólo en la agricultura, por todos los beneficios que puede llegar a dar! Se usa efectivamente de forma foliar contra la temida Botrytis, para el tratamiento de nuestras preciadas semillas y en el control de muchas plagas fúngicas. Además son  considerados tratamientos biológicos porque su efecto sobre las personas, entorno y polinizadores es muy bajo o incluso nulo.

 


¿Por qué usarlos?


 El uso de las micorrizas nos dará plantas con un sistema radicular mucho más fuerte, más sano y efectivo, dándoles la capacidad de absorber todos los nutrientes que les damos, aportando unas cosechas más generosas y aportando trichodermas a nuestro cultivo estaremos aplicando un tratamiento preventivo y efectivo frente a esas plagas que tanto daño les hacen a nuestras pequeñas.

 

Apunte curioso:  ¿Sabías que hay plantas que no realizan la fotosíntesis?

Algunas plantas del género Monotropa actúan como parásitos de los hongos micorrícicos, obteniendo de ellos y consecuentemente de sus plantas simbióticas, todos los nutrientes necesarios para vivir, no necesitando el   aporte de luz solar para desarrollarse, pudiendo así crecer en las partes más oscuras del bosque.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *